NASA retrasa lanzamiento de Boeing Starliner por problemas técnicos

Boeing y SpaceX tendrán que esperar para llevar astronautas fuera del planeta Tierra de la mano con la Administración Nacional de Aeronáutica y el Espacio 

Luis Méndez Zaldívar

Debido a un problema en la válvula de aislamiento del oxidante en el sistema de propulsión de la nave espacial Boeing CST-100 Starliner, la Administración Nacional de Aeronáutica y el Espacio (NASA por su sigla en inglés) retrasó el lanzamiento de la misión Vuelo Orbital 2 (OFT-2) hasta el año 2022, así lo informó este 8 de octubre. 

¿Cuál es el propósito del oxidante?

Puesto que las naves están diseñadas para desplazarse fuera de la atmósfera, ante la ausencia de oxígeno es necesario usar un químico para ‘quemar’ el combustible. En un cohete de combustible sólido que se desplaza usando aluminio y sal mineral, el perclorato de amonio sería usado como oxidante.

También te puede interesar: Continúa guerra estelar entre Elon Musk y Jeff Bezos 

En respuesta al potencial problema de la nave, la administración afirma que “ya fue identificado” e iniciarán las labores correspondientes para dar solución al problema, así como prevenir que no vuelva a ocurrir. 

“Boeing ha identificado una causa más probable relacionada con las interacciones de oxidante y humedad, nuestra confianza es lo suficientemente alta como para comenzar con acciones correctivas y preventivas (...) para finalmente resolver el problema y evitar que suceda en vuelos futuros”. 

Además, la agencia espacial indicó que existen diversas opciones para reparar la nave, desde la renovación de los componentes del modelo actual hasta su reemplazo.

Por esta razón la agencia espacial pretende que el lanzamiento de la nave —parte del Programa Comercial de Tripulación de la NASA (CCP por su sigla en inglés)— se realice a principios del siguiente año, “el equipo está trabajando en busca de oportunidades para el lanzamiento del Orbital Flight Test-2 en la primera mitad de 2022”.

También te puede interesar: La NASA lanza misión que filmará una película en el espacio 

La privatización de las misiones espaciales

 
Es un proyecto en el que la NASA colabora con socios comerciales para la construcción de cohetes y naves espaciales. El objetivo del CPP es enviar astronautas a la Estación Espacial Internacional (ISS por su sigla en inglés) desde Estados Unidos. 

Además, el CPP repatrió los lanzamientos espaciales a suelo estadounidense, ya que desde el año 2011 cuando el transbordador espacial quedó fuera de servicio los astronautas han tenido que depender de Rusia, por lo que el proyecto le otorga independencia a agenda espacial de Estados Unidos. 

Las empresas involucradas en el proyecto son Boeing y SpaceX, ambas han construido cohetes y naves espaciales con el fin de enviar astronautas de forma segura a la estación espacial y devolverlos a la Tierra.

Boeing está a cargo de la construcción de la nave Boeing CST-100 Starliner, por otro lado, SpaceX trabaja en la nave Crew Dragon.

Boeing Company 

La compañía aeroespacial más grande del mundo y líder en la fabricación de aviones comerciales y de sistema de defensa espacial y seguridad, también ofrece servicios de aviones comerciales y militares, satélites, armas, sistemas electrónicos y de defensa, sistemas de lanzamiento, sistemas avanzados de información y comunicación, capacitación y logística basada en el desempeño.

SpaceX

Es una empresa aeroespacial privada fundada por Elon Musk en el año 2002, sus actividades consisten en diseñar y fabricar naves espaciales, cohetes y satélites, aparte ofrece viajes espaciales turísticos.