Facebook, espacio para la trata de blancas y la explotación sexual

La red social no solo sabía de la existencia de las redes de trata que se daban en su plataforma sino que se benefició financieramente de ellas

Eduardo Rivas

Los documentos, obtenidos y publicados por el diario estadounidense The Wall Street Journal (WSJ) en una serie de revelaciones sobre las conductas nocivas que suceden en las redes sociales que Facebook controla y que han sido nombradas “The Facebook Files”, narran cómo los criminales han usado Facebook, Facebook Messenger e Instagram como herramientas para atraer personas a redes de trata y cómo la compañía no ha implementado soluciones efectivas contra esto e incluso ha obtenido ganancias de estas operaciones ilegales.

Documentos internos recientemente desvelados de la compañía de redes sociales Facebook indican que la plataforma ha sido usada por años para llevar a cabo acciones ilegales del crimen organizado, entre las que se encuentran trata de personas y explotación sexual y laboral, todo esto con conocimiento de la compañía.

De acuerdo con la información, Facebooktiene conocimiento de que su plataforma ha sido usada como herramienta para llevar a cabo estas acciones desde hace varios años y ha tomado medidas al respecto; debido a que el contenido que busca hacer daño a otros está prohibido en la plataforma, la respuesta normal de la red social es eliminar las publicaciones que determina que pueden ser usadas como “ganchos” por criminales para atraer a sus víctimas, las cuales son reconocidas debido a ciertos detalles; Facebook también elimina las cuentas que detecta que incurren en estas actividades.

También te puede interesar: Facebook entorpece investigaciones en su plataforma con ‘código basura’

Por lo tanto, se sospecha que la compañía sabe identificar estas actividades en su plataforma y toma acciones para evitar que ocurran pero, al mismo tiempo, falla en llevar a cabo acciones contundentes para solucionar los problemas que detecta.

Según relatan los documentos, Facebook de hecho se dio a la tarea de buscar expertos en aplicación de la ley, defensa de víctimas de los delitos de trata de personas, refugiados y solicitantes de asilo para “comprender e interrumpir cómo las redes criminales de tráfico de personas se organizan y abusan de Facebook”, también formó un equipo para realizar investigaciones internas en cuanto al tema, una de las que resultaron de esta iniciativa fue la llamada Op Dubai.

Red de tráfico sexual en Medio Oriente 

La investigación estuvo enfocada en una red internacional de tráfico sexual en Medio Oriente utilizando Facebook e Instagram que incluía tanto el reclutamiento como la promoción de servicios sexuales en las plataformas. 

¿Cómo operaba? Primeramente los criminales, haciendo uso de más de 100 cuentas falsas en las redes sociales Facebook e Instagram, reclutaban a mujeres de países como Tailandia, Marruecos, India, Indonesia y Paquistán con promesas de trabajo con sueldos atractivos en los Emiratos Árabes Unidos, posteriormente usaban Facebook Messenger y WhatsApp para coordinar el viaje de las víctimas.

Los periodistas del WSJ mencionaron: “Lo que me sorprendió de estas investigaciones es que, debido a que tenían acceso (los investigadores) a las publicaciones de Facebook y Facebook Messenger, pudieron ver las comunicaciones entre las mujeres y sus empleadores y también entre las mujeres, las amigas y los contactos”.

Una vez que las mujeres llegaban a sus destinos, se les arrebataban sus pasaportes y las sometían al trabajo sexual en “lo que ellas llamaron una sala de masajes”, no eran alimentadas apropiadamente y en algunas ocasiones sólo comían arroz y sus captores se quedaban con la mitad del dinero que “los clientes” les pagaban.

También te puede interesar: Facebook frena proyecto Instagram Kids; trabajarán con expertos y reguladores

En segundo lugar, los criminales utilizaron publicidad oficial de Facebook para ofertar los servicios de las víctimas utilizando el hashtag #bodytobodymassage o “masaje cuerpo a cuerpo” en español que, en Dubai, es comúnmente usado para promocionar servicios sexuales disfrazados como masajes. 

Más de 100 cuentas falsas fueron detectadas por los investigadores para pagar por los anuncios en la red social.

Acciones tomadas por la empresa 

Utilizando Facebook y su tecnología, según el reporte, a los criminales les fue posible dirigir estos anuncios con precisión a hombres en Dubai, con lo cual incluso Facebook se benefició monetariamente pues el pago de estos anuncios proporcionó a la compañía aproximadamente 152,000 dólares.

La compañía tampoco alertó a las autoridades locales argumentando que la investigación también encontró que los criminales habían sobornado a las fuerzas policiales locales para no intervenir; cabe resaltar que tampoco las embajadas de las mujeres fueron alertadas de la situación.

De acuerdo al WSJ, cuando ellos pidieron una declaración a la compañía, el vocero Andy Stone declaró que “Facebook tiene un equipo dedicado que trabaja con agencias de aplicación de la ley en todo el mundo. Y que en casos de daño inminente, la empresa podría proporcionar información relevante a las fuerzas del orden”, además la compañía indicó al diario que lanzó nuevos softwares este año para hacer más difícil encontrar contenido relacionado al tráfico sexual.

En relación con la investigación de Op Dubai, los reportes indicarían que las acciones tomadas por la compañía fueron eliminar todas las cuentas y activos asociados con las actividades, desgraciadamente esta acción es insuficiente pues los criminales simplemente necesitan hacer nuevas cuentas y continuar con sus actividades.

Ante esto, el equipo de investigación propuso a Facebook que hiciera cambios permanentes en su funcionamiento, uno de ellos fue que las personas no pudieran tener una tarjeta de crédito vinculada a pagar por publicidad en la plataforma sin declarar su nombre real. También propusieron que la compañía transparentara sus políticas sobre lo que hacía con el dinero que ganaba de anuncios relacionados con operaciones de trata de personas ya que, si bien lo que genera no es mucho y en el gran esquema que es Facebook representa una parte extremadamente pequeña de sus ganancias, sí representa a todas luces un problema ético y de relaciones públicas para la compañía.

De acuerdo a los documentos, Facebook no llevó a cabo ninguna de estas acciones.

Explotación doméstica, el caso de Patricia Wanja Kimani

La otra arista de los delitos de trata que fueron reportados por el WSJ fue el tema de la esclavitud doméstica. En este tipo de delitos, las víctimas son coaccionadas a trabajar como empleadas domésticas o niñeras por poco o nada de dinero y sin forma de escapar, incluso el Departamento de Estado de Estados Unidos clasificó a la esclavitud doméstica como una forma de trata de personas.

También te puede interesar: ¿Las celebridades están por encima de las reglas? En Facebook sí

En este aspecto, el WSJ retomó la historia de Patricia Wanja Kimani, una mujer keniana que fue víctima de este delito recientemente, de hecho durante el presente año 2021, tenía a uno de sus hijos con una condición en el corazón y siendo madre soltera, estaba desesperada por encontrar un trabajo, por lo que buscó a través de Facebook en el extranjero, específicamente en el Medio Oriente, algo que es común en la región, y encontró una oferta en Arabia Saudita limpiando casas.

En la oferta le ofrecían cubrir los costos de su boleto de avión así como del pasaporte, además de renta gratis y seguro de gastos médicos cubierto, a pesar de que Facebook prohíbe las publicaciones de trabajo en las que prometen gratis los boletos de avión y las visas ya que son herramientas que usan los reclutadores de redes de trata para enganchar a sus víctimas.

Al parecer, la publicación no fue eliminada, así que Patricia arregló sus asuntos, dejó a sus hijos al cuidado de una amiga y partió. Una vez que llegó se encontró con que su salario sería menos de lo que le habían prometido y que si renunciaba le quitarían su visa, por lo que su situación migratoria se convertiría en ilegal, además debería pagar a la agencia una cantidad de dinero por su contrato; posteriormente incluso le quitaron su pasaporte y sufrió maltratos por parte de su empleador.

Patricia declaró: “Ella me llama animal, perro. Siempre está gritando, siempre gritando y maldiciendo e insultando. Y el trabajo fue mucho, y es ininterrumpido. Las temperaturas pueden llegar hasta los 110, 112 grados Fahrenheit. Estaba muy caliente”. Acusó que pasaba 20 horas al día trabajando hasta que pies, manos y cara se le hinchaban, al comunicarle esto a su agencia reporta que simplemente le dijeron: “¿Puedes dejar ese drama y seguir trabajando?”.

Después de dos meses, Patricia decidió que era demasiado pero la agencia aún le exigía un pago de alrededor de 2,000 dólares para renunciar e irse, dinero que ella no tenía por lo que lo único que se le ocurrió fue publicar su situación en Facebook buscando algún abogado de derechos humanos que pudiera ayudarle, cuando su historia se hizo conocida al punto en que una persona publicó un video un YouTube la agencia la liberó sin necesidad de pagar el dinero que le pedían, después de esto pudo viajar a Etiopía y posteriormente regresar a Kenia.

Para el momento en que Patricia fue víctima, Facebook ya había gastado una cantidad importante de recursos, tiempo y esfuerzo en erradicar el problema de la esclavitud doméstica, esto a raíz de que la BBC los contactó para obtener un comentario acerca de un documental que estaban realizando acerca del tema de la esclavitud doméstica en Kuwait en 2019.

También te puede interesar: Algoritmo de Facebook facilita diseminación de contenido dañino y desinformación; la compañía lo sabe desde 2018

Hasta ese momento, parte de los esfuerzos del equipo de investigación en Facebook sobre este tipo de delitos fue el desarrollo de sistemas de Inteligencia Artificial nombrado “Canalización de detección en tiempo real de integridad cívica”, que marcaba el contenido sospechoso de ser parte de actividades de tráfico de personas; Facebook de hecho creó el sistema pero después de un tiempo y sin explicación lo desactivaron.

Cuando los empleados que lo propusieron notaron que se había desactivado pidieron que fuera reactivado en múltiples ocasiones pero la compañía no accedió, argumentando que tenía “docenas” de herramientas de software similares para realizar la identificación del contenido relacionado con el tráfico de personas.

Pero una vez que la BBC se involucró las cosas se volvieron muy serias para Facebook, incluso más de lo que está siendo ahora que el WSJ revela sus documentos internos, ¿Por qué? De acuerdo a los documentos, la BBC encontró los problemas relacionados a las violaciones a los términos de Facebook sobre esclavitud doméstica que representaban ciertas publicaciones y hashtags, la red social actuó como siempre, eliminando las publicaciones.

El seguimiento del caso por la BBC 

La BBC continuó con su investigación y contactaron a otra compañía para obtener comentarios sobre la historia, esta vez fue Apple. Aparentemente la BBC contactó a Apple y “planearon decir que las aplicaciones disponibles en su App Store están facilitando la venta de personas”. La respuesta de la compañía tecnológica no se hizo esperar y ante lo que significaría el reportaje para ellos amenazaron a Facebook con quitar la aplicación además de Instagram de su App Store si no resolvían el problema. El documento en el que se revela esto apareció con el nombre “Escalada de Apple sobre la servidumbre doméstica”.

Esto fue lo que se necesitó en Facebook para tomar acciones contundentes sobre el tema, el retiro de la aplicación de Facebook e Instagram habría significado para la compañía una reducción más que significativa en sus usuarios, potencialmente llegaría a la cifra de millones.

También te puede interesar: Usuarios de Facebook e Instagram se sienten insatisfechos: Evercore

En el documento de la escalada de Apple se lee: “Para mitigar este riesgo. Formamos parte de un gran grupo de trabajo que opera las 24 horas del día para desarrollar e implementar nuestra estrategia de respuesta”. Las medidas implementadas incluyeron un escaneo mucho más profundo de los contenidos sospechosos en la plataforma y marcó muchos para su eliminación detectando alrededor de 300,000 piezas de contenido potencialmente violatorio de las normas a través de todas las plataformas de Facebook deshabilitando y eliminando miles de cuentas e incluso llegando a deshabilitar dispositivos para que no pudieran crear nuevas cuentas de redes sociales.

Además la compañía creó un sistema automatizado para la detección proactiva de publicaciones de tráfico de personas en inglés y en árabe, todas estas medidas fueron enfocadas directamente a “erradicar la servidumbre doméstica de la plataforma” para cumplir con las demandas de Apple.

Finalmente, las medidas tomadas en 2019 fueron suficientes para mantener a Facebook en la App Store y en los dispositivos Apple pero no para detener el problema de la trata en general ni el de la esclavitud doméstica en particular, ya que el caso de Patricia sucedió en 2021. 

Una constante que vemos en los casos que han sido abordados por “Facebook Files” es que cuando la compañía detecta fallos o características de la red social que generan oportunidades que pueden ser aprovechadas para realizar acciones que van en contra de las políticas de la compañía, de lo que la compañía afirma que sucede en la plataforma o de situaciones que pueden generar controversia al respecto de las redes sociales, toman medidas que son calificadas como insuficientes por los empleados que detectan los problemas.

Incluso si estos mismos investigadores presentan opciones para abordar los problemas de manera más contundente, las soluciones son reservadas o directamente desechadas si se considera que afectarán la funcionalidad que le da personalidad a las redes sociales o si impactará negativamente en el número de usuarios; incluso a la luz de estas revelaciones, la compañía insiste en defenderse públicamente antes de retractarse y realizar cambios importantes. Entonces, ¿qué se necesita para que Facebook tome acciones contundentes en algún asunto como los descritos hasta ahora?