Apple vs Epic termina en empate técnico

La juez a cargo del caso mandó un mensaje explícito a ambas compañías

Eduardo Rivas

El juicio entre el gigante tecnológico Apple y el propietario del fenómeno de los videojuegos Fornite, Epic Games, terminó recientemente con el fallo de la jueza a cargo, en el que Epic tendrá que pagar una compensación económica a la compañía de la manzana mientras que esta última ya no podrá evitar que aplicaciones evadan el pago de la comisión del 30% que cobra su App Store.

La batalla legal inició en agosto del 2020 después de que Apple expulsara a Fortnite de su App Store inmediatamente después de que la desarrolladora Epic agregara una opción dentro del juego para comprar paVos, la moneda para comprar contenido adicional, lo que evitó que Apple cobrara el 30% de comisión por ventas; debido a esto Epic comenzó una demanda contra Apple acusando que la compañía manejaba un monopolio con su App Store.

También te puede interesar: Apple da un respiro a desarrolladores y pequeñas empresas

El fallo de la jueza Yvonne Gonzalez Rogers llegó el pasado viernes 10 de septiembre y fue obtenido por el sitio The Verge, en éste se ordenó que “se restringe y se prohíbe permanentemente a los desarrolladores que incluyan en sus aplicaciones y sus botones de metadatos, enlaces externos u otras llamadas a acción que dirijan a los clientes a los mecanismos de compra, además de las compras en la aplicación y la comunicación con los clientes a través de los puntos de contacto obtenidos voluntariamente de los clientes a través del registro de cuenta dentro de la aplicación” a Apple y cualquier empleado o agente de la compañía, señalando que la orden tomará efecto a los 90 días de su emisión.

Y aunque esto parecerían buenas noticias para Epic, la jueza Rogers emitió también un juicio en relación a la contrademanda que Apple presentó por incumplimiento de contrato contra la desarrolladora por las ganancias que obtuvo al violar los terminos de la App Sotre al momento “a favor de Apple sobre la reconvención por incumplimiento de contrato. Epic Games pagará daños por una cantidad equivalente al 30% de los 12 millones 167,719 en ingresos que Epic Games recaudó de los usuarios en la aplicación Fornite en iOS a través de Epic Direct Payment entre agosto y octubre de 2020, más el 30% de dichos ingresos que Epic Games recaudó a partir del 1 de noviembre de 2020 hasta la fecha de la sentencia, e intereses de acuerdo con la ley”.

Ante este fallo, el documento finaliza con un mensaje claro: “Cada parte correrá con sus propios costos de la acción”.

También te puede interesar: Caso contra Google muestra el dominio de mercado de su tienda de apps

El CEO de Epic, Tim Sweeney, al parecer resultó inconforme con la decisión, así lo expresó en Twitter calificando que el fallo “no representa una victoria para desarrolladores ni consumidores” y que su compañía seguirá peleando por competencia justa en métodos de pago de aplicaciones.

A pesar de todo, el fallo es importante para Epic pues representa un precedente que puede ser importante para el juicio que aún tiene pendiente en contra de Google también relacionado a Fortnite y el supuesto monopolio que la desarrolladora afirma que se tiene en Play Store.