Bitcoin puede ser un riesgo para aseguradoras en El Salvador: Fitch Ratings

La próxima adopción de Bitcoin podría ser un factor negativo para las compañías aseguradoras y la calificación crediticia del país centroamericano

Sebastian Estrada

El próximo 9 de septiembre, El Salvador se convertirá en el primer país en convertir Bitcoin en una moneda de curso legal, en consecuencia, todos los establecimientos comerciales, empresas e incluso el gobierno deberán aceptar la criptomoneda de forma obligatoria, a menos de que no cuenten con la tecnología necesaria para realizar las transacciones, por lo que la calificadora de riesgos Fitch Ratings ha advertido sobre el riesgo que esto implica para las compañías de seguros locales.

Debido a que el riesgo de volatilidad cambiaria de la criptomoneda, y las probables complicaciones de operatividad y regulación, es posible que el crédito para empresas de seguros locales tenga un impacto negativo, según Fitch Ratings.

¿Qué es lo que pasará?

Por lo que es muy factible que estas compañías no operen con la criptomoneda, por el contrario, conviertan lo más rápido Bitcoin a dólar estadounidense, que también continuará siendo moneda legal.

Te puede interesar: El Salvador, listo para ‘bitcoinizarse’

La calificadora dice que no espera que las aseguradoras puedan utilizar Bitcoin para realizar pagos de reclamos o indemnizaciones por siniestros, ni que se ofrezcan pólizas en la criptomoneda. “Los riesgos de usar Bitcoin se relacionan, en gran medida, con su nivel de aceptación entre los asegurados”, dice el comunicado de Fitch Ratings.

La baja calificación crediticia del país centroamericano se agravaría con esta nueva medida, pues Fitch Ratings dijo que asocia las ganancias derivadas de actividades especulativas, con un factor crediticio negativo, como es el caso de Bitcoin. Además el sector de seguros en El Salvador, ya se encuentra expuesto a activos con una baja calidad crediticia como lo son los bonos soberanos de El Salvador, que tienen calificación B-, Perspectiva Negativa.

¿Cuál es la principal preocupación a atender?

Las aseguradas se verán expuestas a la criptomoneda, durante un periodo deberán minimizar si el marco regulatorio permite realizar cambios inmediatos de Bitcoin a dólar estadounidense, aunque la regulación para la circulación del activo digital en un caso práctico no ha sido definida.

Te puede interesar: El mundo reacciona a la aprobación de Bitcoin en El Salvador

“Las aseguradoras que mantengan Bitcoin en sus balances durante periodos prolongados están muy expuestas a la volatilidad de su precio, lo que aumentará el riesgo de activos y tendrá implicaciones crediticias negativas”, asegura Fitch Ratings.

La calificadora detalló además que la falta de medidas regulatorias aumenta los riesgos y desafíos para usar a la criptomoneda como medio de pago o resguardo de valor, en gran medida gracias a que los bancos centrales internacionales se resisten a la adopción del activo digital.

En contraste, el gobierno salvadoreño planea emitir el reglamento que regulará la utilización de la criptomoneda, más tardar el 7 de septiembre, una medida que la calificadora tachó de “innecesariamente apresurada”, ya que deja a las aseguradoras sin margen de tiempo para realizar las adaptaciones necesarias.

La calificadora espera que el reglamento de la criptomoneda defina cómo se hará la contabilidad de Bitcoin en los estados financieros, si se considerará como una opción para respaldar las reservas de los asegurados, agregó que ve la falta de transparencia de la ley de implementación y adelantó que incluirá al activo digital como “activo riesgoso” en su indicador de activos riesgosos.

Te puede interesar: La utopía de la unión cripto-monetaria de América Latina

La agencia calificadora también anticipa que las compañías absorberán los gastos administrativos, operativos e informáticos derivados de la adopción de Bitcoin,que conlleva un reforzamiento en el protocolo de sistemas de seguridad para hacer frente a posibles riesgos cibernéticos o fraudes.

La calificadora se ha sumado a otras instituciones, como Moody’s, el Fondo Monetario Internacional y el Banco Mundial, que han visto la adopción de Bitcoin como una medida riesgosa, que impactará en la calificación crediticia del país, incluso implicaría consecuencias ambientales negativas.