México en el puesto 52 del ranking de Ciberseguridad: ITU

El Índice Global de Ciberseguridad (GCI) promueve el compromiso de sus miembros en materia de ciberseguridad

Eva Rosete 

México escaló hasta el puesto 52 de 194 en el Ranking de Ciberseguridad de la Unión Internacional de Telecomunicaciones (ITU) del 2020. En la encuesta del 2018 el país ocupó el lugar 63 de 175 países. Entre los países del continente americano, México es el cuarto lugar, después de Estados Unidos, Canadá y Brasil.

Ante la importancia de mejorar, fomentar y monitorear el compromiso con la ciberseguridad, desde hace seis años el GCI ha trabajado para que los países analizados implementen medidas en materia de ciberseguridad.

De acuerdo con GCI, las áreas que aún faltan por mejorar en México son las medidas organizativas – 14.70 de 20 puntos -, medidas legales – 15.61 de 20 puntos –  y capacidad de desarrollo – 16.13 de 20 puntos. Por otra parte, las áreas mejor puntuadas son las medidas técnicas y corporativas – con 17.90 y 17.34 de 20 puntos.

El Índice Global de Ciberseguridad (GCI) fue publicado por primera vez en 2015, por la Unión Internacional de Telecomunicaciones, para medir y promover el compromiso de sus miembros con la ciberseguridad.

El análisis por área de oportunidad sirve identificar aquellas en las que cada país puede mejorar y promover políticas públicas.

La ciberseguridad es un tema estrechamente ligado con el desarrollo económico, explica el ITU, puesto que puede afectar a los países por la dependencia a los sistemas digitales. Es decir, la economía, sociedad y gobierno dependen de las actividades desarrolladas en el ciberespacio, como información en los sistemas de cómputo, seguridad nacional, integridad personal, montos de inversión, sistemas de organizaciones o empresas, entre otros. 

Las capacidades digitales de México son limitadas, según una investigación sobre ciberseguridad de la Asociación de Internet MX

Si bien, se han creado estrategias como la actualización de los sistemas y aplicaciones, autentificación de usuarios y bloqueo de actividades sospechosas, es indispensable “la adopción de una estrategia integral de seguridad que no dependa únicamente de una sola herramienta, sistema o persona. Es importante para que las organizaciones refuercen sus capacidades de identificación, protección, detección, respuesta y recuperación ante incidentes de ciberseguridad”. Con la finalidad de reducir el índice de ciberdelincuencia en el país y que los ciudadanos no perciban la ciberseguridad como una preocupación creciente. 

Te puede interesar: No estamos preparados para ataques digitales: Asociación de Internet

Las políticas en materia de ciberseguridad son necesarias en un entorno de creciente digitalización. En México, sólo en el transcurso del 2020, el número de usuarios en internet aumentó 1.9% respecto al 2019, según la Encuesta Nacional sobre Disponibilidad y Uso de Tecnologías del INEGI, publicada el 22 de junio de 2021.