Reguladores alertan sobre los riesgos de utilizar activos digitales en México

La Secretaria de Hacienda y el Banco de México reiteraron las advertencias hechas en años pasados sobre el uso de activos virtuales como una forma de cambio, depósito de valor o una forma de inversión  

Eva Rosete 

Los activos virtuales no constituyen una moneda de curso legal en México, según indicaron en un comunicado autoridades mexicanas como el Banco de México, Secretaría de Hacienda y Crédito Público y Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV). Las autoridades aclararon que las instituciones financieras no pueden ofrecer activos como Bitcoin, Ehter, XRP, entre otras monedas digitales.

En caso de ofrecerlas a sus clientes estarán incumpliendo con las normas nacionales y serán sancionados si no cuentan con una autorización.

La Secretaría de Hacienda define a las criptomonedas como “mecanismos de almacenamiento e intercambio de información electrónica [que] no tienen valor intrínseco y sus características tecnológicas pueden tener usos futuros diversos que pueden determinar su valor”. Estas características hacen que el valor del activo sea volátil.

La Ley para Regular las Instituciones de Tecnología Financiera contempla que las instituciones de crédito puedan hacer operaciones con activos virtuales, aunque el Banco de México es la única institución facultada para autorizar estas operaciones.

El artículo 88 de la ley Fintech señala que «las instituciones de crédito podrán, con la previa autorización del Banco de México, realizar operaciones con los activos virtuales que sean determinados por el propio Banco de México mediante disposiciones de carácter general».

El 8 de marzo del 2019, el Banco de México emitió las disposiciones de carácter general aplicables a las instituciones de crédito e instituciones de tecnología financiera en las operaciones que realicen con activos virtuales.

Al respecto, el Banco de México explica que “las instituciones referidas solamente podrán celebrar operaciones con activos virtuales que correspondan a aquellas actividades realizadas internamente, para llevar a cabo las operaciones y servicios que dichas instituciones celebren con sus clientes, o que ellas mismas realicen por cuenta propia”.  

Por otra parte, respecto a las monedas estables, las autoridades financieras comentaron que en la legislación mexicana no reconoce como activo a alguna moneda respaldada por la divisa de curso legal (peso) o en otras divisas.

En el comunicado se define una moneda estable como “una unidad digital de valor que está asociada al valor de una moneda fiduciaria (como el dólar, el euro o el peso)”. 

Las empresas que busquen ofrecer servicios de emisión de monedas estables deben estar autorizadas por el Banco de México y la legislación que las habilité para la captación correspondiente.

El 17 de junio se lanzó el token MMXN de Mexo, una stablecoin que puede ser cambiada por pesos mexicanos con un valor 1:1 (1 peso es igual a 1 MMXN), el objetivo es la adopción masiva de la tecnología blockchain. 

También te puede interesar: Lanzan primer ‘cripto’ mexicana

Por otra parte el 27 de junio Ricardo Salinas Pliego, presidente de Grupo Salinas, tuiteó que están trabajando para que Banco Azteca pueda ofrecer criptomonedas a sus clientes, esto después de que Michael Saylor lo mencionara en un tuit donde le aconsejaba invertir en Bitcoin.

También te puede interesar: ¿Será Banco Azteca el primer cripto-banco en México?